Aprender de Otros. La Segunda Ola.
OPINION | | 2020-09-02 | Rodolfo González San Miguel.
Buen Dia
El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, admitió inquietud por la evolución de la pandemia en Madrid. ¿Cuáles son las razones para preocuparse? Algunas de ellas:
A Madrid corresponde la tercera parte de los contagios en España la última semana, incorpora 2,105 nuevos contagios de los últimos días, 563 en las últimas 24 horas. Su incidencia por 100.000 habitantes sigue subiendo. Hace una semana era 201 casos, una semana, 223.

Tras el levantamiento del estado de alarma, la edad media de los contagios cayó a 32 años. Al afectar en menor letalidad a jóvenes, se esperaba menos hospitalizados, pero repuntaron a 1,811, en UCI, 220. Las cifras desde el inicio de la pandemia ascienden a 48,619 hospitalizados y 4,200 pacientes en UCI. Según el informe del Instituto de Salud Carlos III, el porcentaje de casos asintomáticos que detecta en Madrid es 20%. Comunidades como Andalucía, Asturias, Galicia y Castilla y León, están en 60%.

Madrid centró su estrategia en recomendar limitar la interacción social y realizar cribados aleatorios e barrios con más incidencia de contagios, medida de la cual se duda efecto positivo. Es una comunidad con gran densidad, lo que preocupa a los expertos. Adrián Aginagalde, médico especialista en Medicina Preventiva y Salud Pública dice: “Las grandes capitales y urbes preocupan y dentro de esas urbes, las zonas donde haya centros sanitarios, sociosanitarios o atención a la dependencia”. La movilidad también preocupa. Madrid es un problema de salud pública para otras comunidades pues muchas personas pasan por Madrid y si hay transmisión comunitaria oculta (el porcentaje de asintomáticos demuestra que la búsqueda de contactos es débil), esto debe controlarse.

Madrid preocupa por su alta tasa de positividad, la cantidad de prueba positivos de todos los test que se hacen. La OMS establece que no debe llegar a 5% para que la epidemia se considere bajo control, España supera 8%,Madrid es del 15%, que acumula 131,842 casos confirmados de coronavirus por PCR, cifra importante del total de casos en el país, 470,973 contagiados. De los 29,152 fallecidos en España, 15,449 personas perdieron la vida en Madrid. 9,628 de ellas en hospitales, 4,831 en centros sociosanitarios, 961 en domicilios y 29 en otros lugares.
Más de 450 sanitarios de la comunidad “preocupados por la pandemia” firmaron un comunicado en el que exigen un protocolo de medidas, entre las que figura contar con un comité científico asesor “conformado por profesionales con experiencia y conocimiento”. Piden se contrate más rastreadores, establecer zonas básicas de salud como unidades de coordinación o el refuerzo de los servicios centrales y unidades técnicas de salud.
Los europeos aprovechan el verano y llenan playas, bares y discotecas. Animados por el descenso de contagios, gobiernos del continente levantaron restricciones al desplazamiento y el turismo y animaron a la gente a salir, comer, beber, comprar e irse de vacaciones. Como era de esperar, los casos se disparan. En Francia, se registraron 7,379 nuevos positivos el viernes 28, cifra que no alcanzaba desde el pico de la primera ola. En Alemania, 1,571 casos ese mismo día, cifras similares a fines de abril. En el Reino Unido fueron 1,276. En España, en la semana del 21-28 de agosto, aparecieron 53,232 casos nuevos.

Gran parte de la responsabilidad es de los jóvenes por asistir a fiestas e irse de vacaciones, actividades que los gobiernos fomentaron para salvar la temporada. “En España consideran, es posible que haya sido apresurado abrir comercios y atraer turistas”. En el Reino Unido, las autoridades invirtieron millones de libras para subvencionar restaurantes para intentar resucitar la industria hostelera. Ahora son personas de 20 a 40 años las que propagan la enfermedad”, señala Takeshi Kasai, director regional de la OMS. A mediados de agosto, España decretó el cierre de bares y discotecas a la 1 de la mañana en un esfuerzo por reducir el número de brotes y recuperar el control de la pandemia. Reino Unido añadió a Austria, Croacia, España y Trinidad y Tobago a su lista negra de países no seguros, a cuyos viajeros se les exige cuarentena de 14 días desde que llegan al país. El anuncio se produjo después de que el organismo de bioseguridad del Gobierno reveló que algunos brotes provenían de Croacia.
.
Hans Kluge, director regional de la OMS en Europa, está muy preocupado por el aumento de casos entre la población joven. “Riesgo bajo no quiere decir riesgo nulo. Nadie es invencible” “No debemos culpar a la gente por querer vivir su vida. Todos queremos volver a nuestra vida normal”, pero vemos cómo muchos jóvenes mueren. Si es posible evitar las multitudes, por favor, hacedlo. La Comisión Europea advirtió hace semanas que el verano debía ser tiempo de preparación, no de relajación. Al fin del verano, muchos países tienen mucho trabajo para almacenar provisiones, aumentar su capacidad de diagnóstico y diseñar sistemas de cara a la segunda ola.